Saltar al contenido

Duna de Bolonia

Imagen de la Duna de Bolonia

Bolonia es una de las zonas más conocidas de Tarifa, y es que sus impresionantes playas no dejan indiferente a nadie. Si eres una de esas personas a la que les gusta quedar boquiabierta ante los paisajes naturales, te recomendamos que subas a la duna de Bolonia y disfrutes desde arriba de una de las vistas más espectaculares del mundo.

Con más de 30 metros de altura y 200 de anchura, la duna de Bolonia situada al noroeste de la ensenada del mismo nombre, es visible desde cualquier punto de la playa, destacando sobre el resto de las dunas que le rodean. No es de extrañar que en 2001 fuese declarada monumento natural.

Su formación se debe a la acumulación de arena, empujada por el viento de levante, en el final de la ensenada. Las rocas y los pinos frenan el avance de la arena formando la duna. Desde la cara opuesta a la playa, la montaña de arena se fusiona con la vegetación produciéndose un efecto visual único.

Para llegar a la duna, en primer lugar tendrás que llegar a la aldea de Bolonia y aparcar el coche en la zona habilitada para ello. Una vez en la playa, como comentábamos, la duna es visible desde cualquier punto y el paseo hasta llegar a su base es espectacular.

Sin duda, la duna de Bolonia es una visita obligada. Además, a tan sólo unos metros podrás encontrar otra de las visitas imprescindibles de Tarifa, el conjunto arqueológico de Baelo Claudia.